VaYelej 52-4

VaYelej 52-4

Y caminó

Deuteronomio 31:10-13

Por Dr. K. Blad

Congrega al pueblo, hombres, mujeres y niños, y al forastero que está en tu ciudad, para que escuchen, aprendan a temer al SEÑOR tu Dios, y cuiden de observar todas las palabras de esta ley. Y sus hijos, que no la conocen, la oirán y aprenderán a temer al SEÑOR vuestro Dios, mientras viváis en la tierra adonde vosotros vais, cruzando al otro lado del Jordán para poseerla. 

(Deut. 31:12-13 LBLA)

¿Por qué vienen las mujeres antes de los niños?

Una vez cada siete años, en el año sabático durante la fiesta de las cabañas, todos tenían que reunirse en el lugar donde estaba el templo y escuchar la lectura de la Torá. La Torá menciona una lista de las personas que tenían que estar presentes y en esta ocasión vemos que las mujeres son mencionadas antes de los niños, no como en 29:11 donde los niños son colocados antes de las mujeres.

Esto nos enseña que cuando se trata de la lectura de la Torá, las madres tienen preferencia sobre los hijos, puesto que ellas tienen que saber bien lo que tienen que hacer en el hogar y también enseñar a sus hijos a ser obedientes a los mandamientos. Es bueno que las mujeres estudien la Torá, no sólo los hombres.

Este texto menciona cuatro propósitos para esta lectura cada séptimo año. Es para que hombres, mujeres, niños y conversos escuchen, aprendan a temer al Eterno y cuiden de observar la Torá y para que sus hijos que no conocen la Torá también oigan y aprendan a temer al Eterno.

Qué importante es leer las Escrituras ante los hijos.

Si tienes ocasión de ello, lee algunos versículos de las Escrituras todos los días a oídos de tus hijos. Nosotros lo hacemos en la mesa después del desayuno y en shabat no solamente escuchamos la lectura de la Parashá (porción) de la semana en hebreo, sino también la leemos en casa con nuestros hijos y la explicamos para que todos entiendan.

Bendiciones,

Ketriel

© 2016 Comunidades Unidas en el Mesías - Messianictorah - Mikdash Meat - Rosh Pina - Koltorah